Y este verano, postre de lujo: Panna cotta

28 julio 2013 | Recetas

Hoy os propongo otra receta de las fáciles y resultonas para sorprender a peques (y a los no tan peques). No hace falta horneado, sólo poner el cazo al fuego unos cinco minutos y ¡voilà! un postre de lujo para celebrar el verano, las vacaciones, el calor, la playa… lo que queráis. Y digo de lujo porque sus ingredientes la convierten en una bomba de calorías, pero también es cierto que en esta época de año en la que los peques se mueven mucho, el azúcar y la nata de que se compone esta receta le aportan toda esa energía que sus cuerpecitos, básicamente músculos y cerebro, que es lo que el azúcar nutre, necesitan. He aquí mi versión sencilla de la exquisita panna cotta, sacada del riquísimo y versátil recetario italiano.

Los ingredientes son:

– 500 gramos de nata (con un 35% mínimo de materia grasa, es decir, la que es apropiada para montar).

– 100 gramos de azúcar.

– 4 láminas de gelatina.

– Una vaina de vainilla.

En primer lugar, se preparan las láminas de gelatina sumergiéndolas en un recipiente con agua fría para que empiecen a ablandarse. En paralelo, se pone a cocer el azúcar con la nata y la vaina de vainilla.

Se remueve lentamente hasta que rompa a hervir. Sacamos del fuego e introducimos las láminas de gelatina escurridas. Separamos la vaina, cortamos a lo largo y con ayuda de una puntilla extraemos el contenido de la misma, que es lo que proporciona el aroma y el sabor (una masa compuesta por puntitos negros). Lo metemos en nuestra mezcla.

Llenamos unos moldes y dejamos enfriar en la nevera un mínimo de dos horas.

Desmoldamos (puedes ayudarte metiendo los moldes en agua caliente sin que salpique en el interior) y podemos acompañar con frutos rojos. También puedes hacer una sencilla salsa de frutos rojos: los cortas, los salteas en una sartén, añades dos cucharadas de azúcar y algo de agua y dejas que cueza unos minutos.

 

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 Both comments and pings are currently closed.