El primer cine

11 marzo 2013 | ocio | Sin categoría

¡Hola a todos! Tras un paréntesis de cinco meses en los que un nuevo Gugú (de dos meses y medio ya) ha llegado a nuestras vidas, retomo este blog consagrado a planes divertidos y estimulantes con enanos. Y nada mejor que hacerlo, precisamente, con una de las actividades más especiales que puede hacerse con un peque: llevarlo por primera vez al cine (sí, esa sala oscura y grande que tanto sigue fascinando). Mi Gran Gugú, que cumple mañana los dos años, lo hizo ayer, en los cines Verdi de Madrid. No sabía cómo iba a reaccionar cuando todo quedara a oscuras pero entonces comprobé porqué ir al cine sigue siendo algo mágico: no despegó sus ojitos de gran pantalla hasta casi el final de la proyección, de unos generosos 45 minutos. Cada domingo, se programa una selección de cortos y películas para peques en estos cines de Madrid

Se llaman “Mis primeros Verdi” y se trata se sesiones de cine infantil, todos los domingos a las 11:30. Cada sesión está indicada para un rango de edad específico. Los Cuentos de Primavera, una selección de siete cortometrajes de animación de diferentes países proyectados ayer, estaban pensados para niños a partir de dos años. Os adelanto la programación para el resto del mes de marzo y abril.

Los domingos 17 de marzo y 21 de abril se proyectará la película Arriety y el mundo de los diminutos del director japonés Hiromasa Yonebayashi, doblada al español y con una duración de 94 minutos, pensada para niños a partir de cuatro años.

Y los domingos 24 y 31 de marzo y 28 de abril habrá una sesión de cortos para niños a partir de tres años titulados La hija del Grúfalo y otros cuentos. De 45 minutos, sin diálogos.

Estas proyecciones se realizan en colaboración con Froggies, una empresa de animación que realiza actividades de todo tipo y en cuya web también encontraréis planes y actividades para hacer con vuestros peques.

 

 

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 Both comments and pings are currently closed.

3 comentarios

  • Yolanda says:

    Qué bien que hayas regresado Vero!! Muy buena idea!

  • Josep says:

    ¡Cómo pasa el tiempo!

    Enhorabuena por la “ampliación familiar” que seguro llenará de gozo.

    Qué buena idea llevar al peque mayor al cine: excuso decirte, querida, que no me extraña lo más mínimo que le haya encantado la experiencia. Los genes son los genes….

    Precisamente acabo de leer en un bloc de un periodista de los madriles que en los Verdi van a ofrecer, remozada como corresponde, El hombre tranquilo de John Ford, sin dudarlo una obra maestra….. 😉

    Besos.

    • El Gran Gugú says:

      Gracias! Es cierto: los genes y, sobre todo, el amor que pasa de generación en generación, es algo muy, muy poderoso. Ojalá podamos ir (el padre y la madre de los gugús, a solas, claro está) a ver esa película mágica y sin parangón, que traslada a una Irlanda de ensueño….